LA NEUROTRANSMISION Y EL TDAH


Imagen TDAH Y TU.



Cómo funciona la neurotransmisión

1. El impulso nervioso llega al extremo de la neurona presináptica.

2. Las vesículas con neurotransmisores se van desplazando hacia la membrana presináptica.

3. Las vesículas se fusionan con la membrana presináptica y los neurotransmisores se liberan en el espacio intersináptico.

4. Los neurotransmisores se unen a los receptores de la membrana postsináptica.

5. Se transmite el impulso nervioso a la neurona postsináptica. 



¿Cómo afecta el TDAH en la neurotransmisión?

Los estudios realizados indican que el TDAH produce problemas en los circuitos reguladores que comunican dos zonas cerebrales: córtex prefrontal y ganglios basales. Estas áreas se comunican a través de la dopamina y la noradrenalina. Al tener una liberación deficitaria de estos neurotransmisores y un alto nivel de recaptación de las mismas, se altera la neurotransmisión, afectando a la atención, el estado de alerta, la memoria de trabajo y el control ejecutivo.
La disminución del metabolismo sináptico de los neurotransmisores produce las siguientes consecuencias:

Disminuye la atención

Disminuye la capacidad de iniciar y continuar actividades

Dificulta la memoria de trabajo (o memoria a corto plazo)

Dificulta la neutralización de estímulos irrelevantes

Dificulta la capacidad para bloquear respuestas inadecuadas

Dificulta la planificación de actividades complejas



Dificulta la organización

Incrementa la actividad física

Incrementa la impulsividad